Por qué creo que la independencia nos hace libres

Muchas veces no nos damos cuenta de que creamos una importante dependencia hacia otras personas, situaciones u objetos. El problema nace cuando un vínculo se rompe, nos desestabiliza y provoca que el resto de nuestro micro-universo se desmorone como consecuencia.
Soy de la creencia de que debemos crecer como individuos independientes y fuertes, capaces de subsanar una falta con el resto de sus pilares. No debemos para nada aislarnos del mundo y disfrutar de lo que nos ofrece, sino evitar basar toda nuestra vida en un solo poste.

Parece una cuestión sencilla y una tontería, pero no lo es. Al igual que no se construye una casa sobre un único punto de apoyo, una persona no debería construirse sin tener varios.

No hablo únicamente de dependencias a nivel emocional; éstas son, probablemente, las más complicadas de superar. Muchas veces nos refugiamos en el dolor por la ausencia de alguien para justificar no avanzar en el resto de nuestras actividades. Estas pérdidas requieren un tiempo de duelo y no hay que querer evitar el paso por éste, pero tampoco es recomendable abandonar nuestra vida para centrarnos únicamente en el dolor.


También creamos dependencia hacia objetos y tecnologías –sí, a nuestro querido móvil, nuestra cuenta de Twitter y las fotos para Instagram–, así como a determinados hábitos… Creo que, cuando alguna de estas cosas nos falta, deberíamos tratar de verlo desde una perspectiva positiva: “No hay mal que por bien no venga”, dice el refranero español.
Soy de la opinión de que, además, nos apartan de disfrutar plenamente otras situaciones por estar atendiendo a un Whatsapp que no tiene importancia o a subir una fotografía que podríamos subir en cualquier otro momento. Yo también lo hago, no os creáis que me limpio las manos. Trato, simplemente, de llamarnos la atención sobre ello y darnos que pensar.

La mente también es un factor creador de dependencias a nivel ideológico. En ocasiones nos atamos tanto a determinados esquemas que no vemos con amplitud de mente suficiente nuevas posibilidades fuera de lo que habíamos considerado en un principio.

La independencia debería ser un rasgo muy valorado en una persona. El ser capaz de moverse en el mundo dependiendo de la menor cantidad de factores posibles y/o sabiendo neutralizar o arreglar con rapidez carencias. Capacidad de disfrutar sin ataduras.

¿Y tú, qué opinas de este tema? Déjame un comentario acerca de tu idea sobre la independencia personal.

Un abrazo,

Firma Mery

4 thoughts on “Por qué creo que la independencia nos hace libres

  1. Hola Mery, lo primero decirte que me gusta el tema que has escogido , da para mucho la verdad.
    Por desgracia o por suerte, me han tocado unas circunstancias de vida que me han “forzado” a darme cuenta de que el pilar mas fundamental eres tú mismo, la vida a veces no es como nos gustaría y no nos queda otra que ser fuertes y mirar hacía delante SIEMPRE, depender en exceso de cosas y personas , más de personas, es muy negativo , al menos en mi modesta opinión , ya que por diferentes circunstancias las personas se marchan, o no quieren estar a nuestro lado, si dependemos en exceso al final el golpe puede ser grande, y lo que mejor podemos hacer es depender de nosotros , al final, nacemos y morimos solos, y lo mejor es rodearse de personas que te sumen y no que te resten.
    Con muy poco se puede ser muy feliz , ya te darás cuenta , con 31 años que tengo me siento vieja diciendote esto jaja
    Así en resumen, si no es bueno depender de personas, de cosas ni te cuento, las cosas , son cosas reemplazables por sentimientos , vivencias, y personas que nos quieran, todo eso llena toda nuestra vida …
    Ánimo con el blog 😉 un besitoo

    1. ¡Hola, Sandra! Lo primero, muchas gracias por comentarme. La verdad es que me pareció un tema muy importante y tras una conversación con otra persona acerca de éste me decidí a tocarlo en el blog. Opino como tú acerca de la dependencia hacia otras personas, nosotros deberíamos ser nuestro propio pilar más fuerte.
      Muchas gracias por tu opinión, tus consejos, etc. ¡Nos leemos, un beso! 🙂

  2. Hola Mery, nunca había pensado en la independencia como los pilares de la estabilidad humana, me ha gustado mucho la comparación con la casa y a parte de tener razón lo explicas de una forma genial.
    Tengo un amigo que le ha dejado la novia y se ha encerrado en sí mismo, en el dolor, creo que le voy a contar la esencia de tu blog, ¡que seguro le ayuda a volver a otros ámbitos olvidados de su vida! 🙂

    1. ¡Hola, David! Espero que a tu amigo le sea de utilidad eso que le vas a contar. Me alegra que te haya gustado la entrada y que hayas dejado tu comentario por aquí. Un abrazo 🙂

¡Déjame un comentario!